Toda la Argentina en una sola página

La despedida a Hebe de Bonafini en Plaza de Mayo

La despedida a Hebe de Bonafini en Plaza de Mayo

La Asociación Madres de Plaza de Mayo convoca a la marcha de los jueves, esta vez en recuerdo de su presidenta, continuando su lucha.

"El día que me muera no tienen que llorar, tienen que bailar y cantar. Hagan una fiesta en la calle. Porque hice lo que quise, dije lo que quise, y pelee con todo, como quise". Las palabras de Hebe de Bonafini, llanas y precisas, como siempre, resuenan tras su muerte, el domingo, a los 93 años. Con ese espíritu --la celebración de la lucha, a pesar de la tristeza--, el espacio natural en el que tendrá lugar la despedida a la histórica referente de Madres será esa Plaza de Mayo en la que ella habló cada jueves, en cada marcha. Sin faltar nunca: cuando la pandemia no lo permitió, de manera virtual, pero remitiendo siempre allí. 

La de este jueves será la marcha número 2328 de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, a partir de las 15.30, como siempre. Tomarán la palabra las Madres: Visitación de Loyola, que con sus 98 años también sigue asistiendo a cada marcha; Josefa de Fiore, de 91; Carmen Arias, de 81; Irene de Chueque, que llegó desde Mar del Plata; Sara Mrad, de Tucumán. Y también hablará Demetrio Iramain, otro histórico militante de la Asociación, el orador de cada jueves antes de Hebe hasta ahora, y antes del resto de las Madres en esta oportunidad.

"¿Cómo quiero que me recuerden? Como una madre que luchó por la vida de 30.000 hijos. Una mujer común, que lava, plancha y cocina. Nada del otro mundo. No quisiera que me conviertan en otra cosa", pidió Hebe también. Así será este jueves, en una convocatoria que se espera multitudinaria, después de una primera movilización espontánea a la Plaza que tuvo lugar el mismo domingo, bajo la lluvia, cuando se conoció la noticia del fallecimiento. Hebe seguirá presente en esa Plaza en la que, también pidió expresamente, serán esparcidas sus cenizas.  

"A Hebe hay que recordarla siempre desde la alegría, desde la lucha pero sin perder de vista eso que ella siempre remarcaba: que hay que ser feliz en esa lucha, y hay que contagiar esa felicidad", le dice Iramain a Página/12. "Así fue ella, y así la recordaremos: siempre pensando qué nueva locura va a llevar adelante para cumplir con sus objetivos políticos". El militante de Madres recuerda la última plaza de Hebe, la del 10 de noviembre pasado, a la que asistió después de una primera internación. "Los médicos me dejaron venir porque saben cuánto necesito la Plaza", dijo entonces Hebe.

"Ahí ella planteó hacer una pueblada, un 19 y 20 de diciembre, contra los jueces del lawfare. Ese desafío es uno de los que quedó pendientes. Es tarea nuestra movilizar para poder construir otro poder judicial, para evitar que lleven adelante lo que es un plan trazado: proscribir y encarcelar a Cristina, privar al pueblo de concretar la esperanza de que las cosas vuelvan a ser mejores", retoma Iramain las palabras de Hebe.

Con el mismo espíritu de esta convocatoria, la de una despedida amorosa y celebratoria, se prepara otro encuentro en el Espacio Cultural Nuestros Hijos, el espacio de arte y cultura que las Madres llevan adelante en la ex Esma. Allí tendrá lugar este domingo 27 de noviembre, tal como estaba preparado desde hace meses, el Festival para chicos y chicas María Elena Walsh.  

"'La lucha es para siempre', nos enseñó Hebe. Con este legado poderoso seguiremos levantando el pañuelo blanco como bandera a la victoria y la esperanza. Sosteniendo el sueño de las Madres: transformar el principal centro clandestino de detención, tortura y muerte en un espacio de amor y vida, como Hebe lo soñó", expresó Verónica Parodi, directora del ECuNHi. 

Suscribite a nuestro newsletter

Un resumen de las noticias más relevantes directo en tu email.